martes, 5 de julio de 2016

El Óbolo de San Pedro

Dentro del cristianismo existen varias corrientes de opinión, que entran en conflicto cuando la postura sobre determinados dogmas es divergente.
Uno de los aspectos que más discrepancias suscita es el uso que del dinero de todos hace la organización.
También la supuesta austeridad que los miembros de la Iglesia debieran mostrar, no sólo en sus discursos, sino en su comportamiento, haciendo bueno aquello de predicar con el ejemplo.
No olvidemos que la austeridad es voluntaria… Yo elegí no ser austero, (así que nadie me podrá reprochar que sea un “gastón” entregado a los pecados de la vida), pero también tuve la ocasión de haber dedicado mi terrenal existencia a otros menesteres más austeros y exigentes, como son los religiosos.

La Iglesia Católica recibe -en España- cada año más de 40 millones de euros directamente del IRPF de nuestros impuestos. Bien sea de ese dinero ( o de otra procedencia entre sus muy variadas fuentes de financiación ) la Iglesia destina 10 millones de Euros a financiar su cadena de Televisión (13TV) y otros 6 millones a Cáritas. No me cabe la menor duda de que los que van a Cáritas están perfectamente invertidos, pero como cristiano y como ciudadano que paga sus impuestos, me parece vergonzoso que se dilapiden 10 millones anuales en mantener semejante cadena de televisión.

El pasado sábado 25 de junio, en la Catedral primaria de la Diócesis de Calahorra y la Calzada, se producía la ceremonia de toma de posesión de un nuevo obispo, tras la marcha del anterior a la Diócesis de Barcelona. A la ceremonia asistieron decenas de sacerdotes, vicarios, obispos , arzobispos y un par de Cardenales. También muchas religiosas,(monjas) que ocuparon un lugar secundario….Políticos regionales y locales, público en general. En total unas 1000 personas según el cronista de Diario La Rioja en una generosa estimación.
El nuevo obispo de Calahorra y La Calzada, Sr. Escribano, transmitió el siguiente mensaje:
Ha "tendido" su mano a la sociedad riojana para "colaborar en construir una sociedad más justa, conforme a la dignidad de la persona" y con "servicio a los pobres" porque "en el rostro del que sufre encontramos siempre a Cristo, los últimos son siempre los predilectos de Jesús y deben serlo los nuestros".
"En devolver la dignidad a los necesitados nos jugamos la credibilidad de la iglesia", ha subrayado Escribano, quien ha agradecido el trabajo hecho en esta Diócesis "con los pobre, con los enfermos o con quienes están la cárcel" y ha subrayado que "todos los que han sufrido el zarpazo de la crisis" tienen su abrazo.

Terminada la ceremonia, algunos sacerdotes seleccionados (pero no todos)... Vicarios, obispos , arzobispos y cardenales se trasladaron a uno de los más prestigiosos restaurantes de Calahorra a celebrar un banquete para la ocasión. Un banquete a cargo del dinero de la Iglesia, que reunió a un muy nutrido grupo de religiosos y otros distinguidos comensales, entre ellos algún que otro/a político del Partido Popular.
El menú que degustaron fue el siguiente:


El coste de este menú rondó los 40 euros por comensal

Pero no todos tuvieron la suerte de ser acogidos a la mesa del Señor (del señor obispo) . Hubo varios sacerdotes y religiosos que marcharon a restaurantes más modestos a comer. Entiendo que no fue porque el restaurante que acogía a los elegidos no tuviera más capacidad…La tiene. Tal vez por una cuestión económica o sencillamente por un sentido de "categorías".

Por casualidades de la vida (que nada tenían que ver con la toma del obispo) me tocó comer junto seis de estos sacerdotes que o no cabían en el banquete del obispo, o no les habían invitado o sencillamente rehusaron asistir. Comimos juntos (pero no revueltos) en el restaurante de un polígono industrial. A menú del día, a 15 euros euros por cabeza:


Estaba todo excelente (dicho sea de paso) en el restaurante poligonero, y además se pueden sacar muchas reflexiones de lo que tan asépticamente acabo de contar.
Me voy limitar a hacer solamente dos:

1º) Con el menú de un prelado pueden comer tres sacerdotes.

2º) También en esta materia las mujeres religiosas (monjas) "juegan en una liga diferente".


5 comentarios :

  1. Predicar, no es dar trigo05 julio, 2016

    La religiones en general tienen un lugar muy determinado para las mujeres, al final de la cola y sirviendo el menú. Jamás presidiendo la mesa.

    ResponderEliminar
  2. ¿Te imaginas que un partido político o una asociación, hiciese esa distinción en una comida entre dirigentes y militantes de base, o entre directiva y resto de socios?. Es impensable.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajajajajajajajajjaja

      Eliminar
  3. Es una organización clasista, que discrimina a sus miembros en función del grado y del género. Y que se lleva cada año una pasta, parte bien gastada y parte nefastamente gastada.

    ResponderEliminar
  4. La pregunta es muy sencilla, ¿Por qué no fueron sus señorias obispos a comer al restaurante poligonero a 15 euros, y el resto lo donaron a esos pobres que tanto dicen que les preocupan? ¿Alguna respuesta a esta pregunta?

    ResponderEliminar